Category: MK ULTRA


Imágenes generadas por ordenador de alta calidad(HQ) reproducen el juicio, los personajes(Juezes, abogados, seguridad..) y Breivik en Oslo.

Al igual que el terremoto de Japón del 11 de Marzo, eventos provocados(explosiones, terremotos) se mezclan con efectos especiales y montajes cinematográficos de TVZion para el engaño continuo del público y el aumento del “drama” artificiál. Las imágenes mostradas del juicio de Breivik(33) son reproducciones digitales. Desde el supuesto atentado en Noruega la constitución de este pais(Kongeriket Norges Grunnlov) de 1812 se ha visto modificada para la supresión de las libertades del noruego.
Info:
Anuncios


Conspiranoia pop: el nuevo video de Katy Perry parece utilizar símbolos de programación metal que repiten en videos musicales de distintas estrellas de la música pop
Una de las teorías de conspiración más entretenidas y, para algunos, disparatadas es la que sostiene que los artistas, especialmentes los de la música pop, son víctimas de programas de control mental con el fin de transmitir a las masas un estilo de vida que promueva el consumo, el letargo de la conciencia, la enajenación, todo esto a través de símbolos y mensajes subliminales. Como suele suceder se culpa a la espectral (y probablemente desaparecida) organización de los Iluminati o en su defecto a la CIA. Entre las artistas que suelen citarse como parte de este  supuesto programa de control menta, que se desdobla del programa MK-ULTRA de la CIA, están Britney Spears, Megan Fox, Lady Gaga, Miley Cyrus, Cristina Aguilera e incluso Belinda, para el público hispano. Ahora Katy Perry también es mencionada en este extraño ensamble de princesas del pop oculto. Todas ellas, como si fuera el sello de la corona, unidas por una mariposa.
Sitios como Vigilant Citizen y Pseudo Occult Media hablan del Proyecto Monarch, vástago del Proyecto MK-ULTRA de la CIA, famoso por experimentar con LSD con la población, como si se tratará de algo evidente e incontrovertible. No existe evidencia de que exista este programa, dicho esto también es cierto que la CIA destruyó en los setenta buena parte de los archivos del MK-ULTRA. La supuesta existencia del Proyecto Monarch (referencia a las mariposas monarcas) viene de Cathy O’Brien una mujer que dice haber sido víctima de programación mental bajo este esquema, que incluye abuso sexual y uso de sustancias psicoactivas como herramienta de neuroprogramación.
En los últimos años, es innegable, hemos visto un aumento notable de temáticas y símbolos esotéricos en los videos musicales de la música pop y hip hop (los mismos raperos suelen hacer el símbolo del ojo en la pirámide en una especie de provocación lúdico mística). Madonna en los ochenta ya había aparecido con ropa utilizando el Ojo Que Todo Lo Ve; esto se ha convertido sobre todo en una estética. Asimismo existe una tautología de la mariposa en la moda y en la música de las artistas pop, de la princesas Disney que se convierten en íconos sexuales. Esto podría explicarse de manera inocente: la mariposa es un símbolo ligado con la femenindad, con las flores, naturalmente las niñas gustas de ellas. Una lectura más cercana a la posibilidad de la programación mental, dirá que la mariposa es un símbolo del desdoblamiento de la psique –desde aquel mítico sueño de Chuang-Tse, en el que el escritor taoista se vio invadido por la duda ontólogica de no saber si era una mariposa la que lo soñaba o si el estaba soñando con ser una mariposa. Pero también, por supuesto, en su crisálida, la mariposa es un símbolo de la transformación espiritual. 
El sitio Vigilant Citizen traza una exagesis conspiranoica del nuevo video de Kathy Perry, Wide Awake, en el que aparece la ubicua mariposa, los espejos (que simbolizan la disociación de la realidad y la fragmentación), los laberintos, los hospitales mentales, avatares de la cabra Baphomet,  y otros obtusos símbolos de supuesta programación pop. Supuestamente el video simboliza la libreación de Katy Perry de la programación Monarch.
No es necesario creer en esta conspiración para divertise o considerar la posibilidad de que la Industria del Entretenimiento guste  simplemente de jugar con la mente de la audiencia y los expertos conspiracionistas (el llamado “mindfuck”). O quizás los símbolos, como un substrato primordial de un universo compuesto de información, tienden a manifestarse, con una fuerza subyacente que se desdobla en una red de significado, sin necesariamente depender de una intencionalidad humana.
VISTO EN PIJAMASURF

        NO APTO PARA MENORES DE 18 AÑOS

Duncan O’Finioan fue el Guerrero Final víctima de lavado de cerebro, condicionado, y controlado como parte del programa MK-ULTRA altamente clasificado llamado PROYECTO TALENTO (Project Talent). De entre otros miles entrenados como niños guerreros en 1966, él es ahora, según cree, solo uno de 20 supervivientes para contar la historia.



07AGO201109:07
La única fotografía que se conserva de El Capitán América e Isaiah Bradley (K. Baker).
A veces, la Ciencia necesita que un voluntario dé un paso al frente y ponga en riesgo su vida. Steve Rogers, ‘simplemente, un chico de Brooklyn’, aceptó en 1940 someterse a un proyecto ultrasecreto del ejército americano para convertirse en un supersoldado. Fue un éxito: sin el Capitán América, la II Guerra Mundial hubiera acabado en Dunquerque, pero ¿fue ético? Kyle Munkirrick, autor del blog Science not fiction, decía, con la mano sobre la Declaración de Helsinki sobre principios éticos en la investigación médica con humanos, que sí pero “por poco”.
Lamento discrepar. Puede que Rogers aceptara, influido por la propaganda, lo que resta valor a su decisión ‘libre’ como dice Munkirrick, pero sabía a qué se exponía y no vaciló en hacerlo. De esa madera se hacen los héroes. Sin embargo, no todos los participantes pueden decir lo mismo. En 2003, un documento desclasificado de la editorial Marvel, obtenido por Robert Morales y Kyle Baker y titulado Verdad: rojo, blanco y negro, puso sobre el tapete la verdad tras la leyenda.
En 1942, el ejército americano seleccionó en secreto a 200 personajes de cómic con una característica en común: todos eran negros y formaban parte de un batallón de castigo. En contra de su voluntad, y sin informarles, se les inyectó un suero en fase experimental casi tan nocivo como los que circulan por los gimnasios de barrio. El objetivo era recrear la fórmula perdida que sirvió para forjar dos años antes al Capitán América (en defensa del Capi hay que decir que no supo nada hasta 2003).
Sólo uno de ellos, Isaiah Bradley, logró sobrevivir. Luchó tras las líneas enemigas mientras el Capi daba ruedas de prensa, pero fue capturado por los nazis hasta que la resistencia alemana lo liberó. De regreso a su país, pasó años encerrado e incomunicado y no fue liberado hasta la toma de posesión de JFK en 1961. Finalmente, logró una pensión, aunque no fue indemnizado. En 2003, tras años de lucha contra el alzheimer, murió rodeado de los suyos.
El ‘proyecto Renacimiento’ (ese era su nombre oficial) comenzó como una colaboración entre partidarios de la eugenesia británicos, americanos y alemanes, dirigidos por americano Josef Reinstein (en realidad Dr. Wildfred Nagel) y el alemán Dr. Kosch. Al empezar la contienda, cada bando continuó el programa independientemente. El Dr. Mengele fue uno de los herederos.
La eugenesia para mejorar la raza y el exterminio de media humanidad son, según los conspiranoicos, dos de los temas más destacados de la agenda de los amos del mundo. Aunque, por razones evidentes, los nazis se han llevado la peor parte, lo cierto es que –como muestra este angustioso caso- no hicieron más que seguir los pasos de ideas que pregonaban en círculos progresistas americanos para conseguir un mundo mejor (para ellos), inspirados por la teorías del Francis Galton (primo de Darwin).
La soleada California de principios del siglo XX fue el lugar desde el que EEUU se convirtió en el primer país en desarrollar leyes eugenésicas (desde esterilizaciones forzadas avaladas por el Tribunal Supremo a las leyes sobre matrimonios interraciales) con el fin de conseguir un país lleno de blancos, rubios  y con ojos azules. Incluso Hitler, llevado por la envidia, tomaba EEUU como su referencia y en Nuremberg, algunos acusados pusieron como ejemplo la legislación americana para justificar sus crímenes. No en vano, la idea de las cámaras de gas la tomaron del libro Applied Eugenics escrito en 1918 por el médico militar Paul Popenoe.
Apoyos a las teorías eugenésicas no faltaron, pero destacó por encima de todos la Rockefeller Foundation. La presencia de los ubicuos millonarios en el pastel se suma a que también impulsaron la creación del Grupo Bilderberg, la Comisión Trilateral o el inexistente Majestic 12. Por eso los conspiranoicos creen que la eugenesia es tan importante para los ‘amos del mundo’. La Foundation destinó antes de la guerra el equivalente a 4 millones de dólares actuales al Kaiser Wilhelm Institute, en el que se sentaron las bases científicas para justificar la Solución Final.
El ‘proyecto Renacimiento’ tiene todo lo que una buena conspiración necesita: armas secretas, encubrimiento oficial y un reguero de víctimas. En realidad, no fue más que uno de tantos. El más famoso es el experimento Tuskegee, que se prolongó entre 1932 y ¡1972! y en el que se utilizó a cerca de 400 cobayas humanas (negras y pobres) en un estudio sobre la sífilis (se les contagió y se les negó tratamiento). Otros casos incluyen gasear a un grupo de soldados con gas mostaza y el archifamoso proyecto MK Ultra de control mental.
Pensar que los amos del mundo quieren aniquilarnos (cuando pueden usarnos de esclavos) es un tanto descabellado, pero de vez en cuando aparecen noticias que dan alas a los que piensan que los apandadores quieren crear seres de laboratorio para que les sirvan de camareros y cosas peores. Hace unos días, salió la noticia (en muy pocos diarios) de que en Gran Bretaña llevan tres años tras los pasos del doctor Moreau. Se han hecho más de 150 experimentos cruzando animales con humanos. Dicen que es para lograr células que se puedan utilizar en terapias génicas. No lo dudo, pero tanto secretismo acojona.

Fuente:http://www.elmundo.es

Fuente:

 FUENTE:RAFAPAL 

Pues eso, que este dato de que tomó drogas nos acerca el asesinato de Oslo a los de la Universidad de Virginia a cargo del coreano Cho, o los del instituto de Columbine, por citar sólo algunos. Como a estas alturas sabréis, estos asesinos teledirigidos se activan cuando la droga les pone en una frecuencia determinada y su controlador le dicta lo que tiene que hacer.
Mientras la jefa de la investigación afirma que no hay pruebas para asociar a Breivik y la extrema derecha, los periódicos de todo el mundo se empeñan en difundir esta conspiración sin pruebas.
Lo único cierto es lo que le comentaba el propio Breivik a su abogado: “no entiendo cómo no me mataron y la policía me dejó realizar la matanza“. Esto sí que es una pista.
Veremos lo que tardan en cargárselo. De no hacerlo, vamos a enterarnos de casi todo…


PD No acabo de escribir estas líneas cuando me encuentro este titular en el diario ABC: ”La Policía noruega teme que Breivik se suicide”. Evidentemente, habrá que interpretar el verbo “suicidar” en el novísimo modo transitivo “le van a a suicidar” y no el reflexivo, como hasta ahora “se va a suicidar“.
Por si no lo sabéis, ya han muerto dos periodistas que contribuyeron a que saliera a la luz el escándalo de las escuchas del News of the World, de Rupert Murdoch. Hoare es el segundo muerto.